Ago 112020
 

El holandés hizo caso omiso a las instrucciones por radio de Red Bull y atacó a los Mercedes de una forma espectacular gracias a una estrategia perfecta que comenzó en clasificación

Max Verstappen durante el Gran Premio 70 Aniversario de Fórmula 1. (EFE)“No voy a quedarme detrás pilotando como una abuela”. Max Verstappen está hecho de otra pasta y se llevó el Gran Premio 70 Aniversario de Fórmula 1 partiendo por la mitad a unos Mercedes que pensaban que no tenían rival este año. El holandés ya llegó a Silverstone con una mirada diferente. Dentro de él sabía que tenía una buena oportunidad de batir a los Mercedes, y en el momento que lo vio claro no quiso hacer concesiones. Hizo caso omiso a las instrucciones por radio de Red Bull y atacó de una forma espectacular gracias a una estrategia perfecta que comenzó en clasificación, un pilotaje excelso y a un monoplaza que es una máquina perfecta a la hora de gestionar los neumáticos. El único punto negro que se ha podido sacar del Mercedes esta temporada. Continue reading »

Share