• sáb. Jul 20th, 2024

Alerta en Pirelli los reventones de Silverstone se achacan a un nuevo problema en las gomas

Hembery, Isola y Whiting, reunidos en el motorhome de la FIA

felipemassa-silverstone[1]El Gran Premio de Gran Bretaña ha concentrado muchas emociones, con dos apariciones del coche de seguridad, el abandono de Sebastian Vettel y las remontadas de Mark Webber, Fernando Alonso y Lewis Hamilton hasta la bandera a cuadros. Sin embargo, los verdaderos protagonistas de la jornada son los neumáticos Pirelli, que hoy han fallado hasta en cinco casos para sembrar la duda en el paddock, que se pregunta si la situación puede mantenerse así en el futuro o es imprescindible un cambio en las ruedas de la Fórmula 1 para los próximos eventos del Mundial.

En este sentido, Paul Hembery, director de Pirelli Motorsport en la F1, ha tenido dificultades para explicar un problema que, según sus propias palabras, todavía no está perfectamente identificado y es distinto a las delaminaciones que vimos entre los Grandes Premios de Malasia y España:

"Hemos visto algo nuevo y un tipo de problema diferente. Ahora estamos llevando a cabo nuestro análisis. Tenemos que irnos de aquí y entender qué ha pasado hoy", ha dicho Hembery en una breve comparecencia con la prensa. El británico ha insistido en que no pudieron anticiparse al problema porque no lo conocían: "Obviamente, lo de hoy no estaba previsto", ha apostillado Hembery.

El análisis de la situación es perentorio, pero el máximo responsable de los neumáticos en los circuitos ha preferido ganar tiempo en sus manifestaciones públicas: "Cuando tengamos los hecho podremos entender qué ha pasado y llegar al meollo de los problemas", ha insistido.

Hembery, que estuvo presente también en la atribulada etapa de Pirelli en el Mundial de Rallyes, ha dejado patente su preocupación por conocer el problema: "Nos tomamos estas cosas en serio y cuando tengamos las respuestas os las haré saber", ha dicho.

"No tiene sentido que añada nada más hasta que no tengamos todos los hechos [analizados]", para terminar con un "lo siento" que ha pronunciado mientras daba pasos atrás hacia el interior del hospitality del fabricante itailano. Lo que sí parece claro, es que en un principio queda descartado que fuera problema alguno del circuito y sus pianos. De ser así lo habrían dicho ya que hubiera sido una salvación para Pirelli y sus responsables, quienes no deben de estar pasándolo muy bien en estos momentos en los que se les acumula el trabajo, ya que todo tiene que quedar solventado en menos de una semana que hará su aparición de nuevo la fórmula 1, en el Gran Premio de Alemania.

Vía cdthef1.com

Advertisement
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *