Mar 282012
 

El mejor Sergio Pérez a Ferrari: 'si no queréis a Massa, aquí estoy yo'

Un minuto y treinta y nueve segundos. Este es el tiempo que separó ayer a Fernando Alonso de Felipe Massa. Uno en lo más alto, otro en sus horas más bajas y, entre medias, un joven de la Driver Academy de Ferrari llamado Sergio Pérez. El mejicano pisó ayer un podio de Fórmula 1 por primera vez en su vida y tras sólo 21 carreras en el Gran Circo. Un talento precoz 'amamantado' por Ferrari y el multimillonario Carlos Slim. Velocidad (y dinero), un argumento con el actualmente Massa no puede competir para renovar con Ferrari de cara a 2013.

Un vehículo con motor Ferrari y conducido por un 'canterano' de la Scuderia puso ayer en jaque a Maranello. Pérez se ha lucido justo cuando los rumores le 'pintaban' más de rojo Ferrari que nunca. Con permiso de Robert Kubica y su recuperación del accidente de hace más de un año, el nombre del 'héroe' mejicano ha sonado con fuerza para correr en el equipo italiano a partir del mes de diciembre. Cosas del destino, coincide con la mayor crisis del piloto que está en la cuerda floja en la Scuderia: dos carreras fantásticas del Checo frente a dos decepcionantes actuaciones de Massa. 'Aquí estoy', ha dicho nuevamente Pérez en Sepang. Mientras, al brasileño ya le ha hecho la cruz la prensa transalpina.

El Checo Pérez aguantó la presión en el momento más delicado. Los focos apuntaban hacia él cuando debía de entonar, la voz no le falló e hizo el concierto de su vida. Este domingo, Pérez puso contra las cuerdas a Ferrari. El de Sauber mantuvo una lucha con Fernando Alonso que le posibilitó aspirar a la victoria hasta casi el final, hasta que por su radio se escuchó: “Interesa esa posición. No arriesgues”. A falta de seis vueltas y con un vehículo superior no hubiera hecho falta "arriesgar" para lograr la victoria. Sin embargo, no hubo ocasión para ello porque tras escuchar esas palabras, Pérez cometió prácticamente su único error de la jornada al salirse del trazado. ¿Cosas del destino o despiste provocado por esa orden desde boxes?

Sauber y la Scuderia mantienen una excelente relación que se traduce en que los coches suizos llevan un motor del Cavallino. Más allá, existe un gran respeto. Tanto como el de Pérez a Alonso.

Hubiera sido un sueño ganar a Fernando”

"Hubiera sido un sueño para mí haber ganado a Fernando, pero algún día llegará esa historia". Quizás ese capítulo ocurra en un futuro próximo y vistiendo también de rojo. Por cierto, el piloto de Jalisco ha logrado su primer podio donde también lo hizo Alonso.

En este campeonato ha demostrado que tiene madera porque si en Malasia cuajó la carrera de su vida, en Australia dejó claro que le gustaban las batallas épicas: salió el último, tras apagarse el semáforo en rojo adelantó a diez coches, fue el único que pasó una vez por boxes, casi desde el inicio compitió con el alerón delantero dañado y entró en la meta con una rueda pinchada tras un golpe al final con Nico Rosberg.

Slim creyó en su talento desde el inicio

Pérez aterrizó en la Fórmula 1 gracias a su talento, un subcampeonato en GP2 y al patrocinio de las empresas del hombre más rico del mundo, Carlos Slim (principalmente Telmex). Precisamente a Slim dedicó el podio junto a su "familia, a Dios y a su perrita muerta". El empresario ha apoyado al 'Checo' desde sus inicios y en base él ha adquirido el compromiso de ligar su figura con la competición reina del automovilismo. Pérez es la cúspide de la Escudería Telmex, un equipo que pretende dar a México una buena cantera de pilotos.

Perez refleja a un valor en alza que contrasta con la situación de Massa. Su caché baja en cada carrera mientras Ferrari le arropa. La Scuderia le montó un chasis diferente en Malasia al de Australia dejando claro que llevó una configuración diferente que Alonso pero, ¿hasta qué punto es diferente el vehículo de Felipe con respecto al de Fernando? Este domingo, bajo la lluvia, la diferencia debió haber sido mínima.

La de Malasia se trata sólo de una carrera pero que no la olvidarán ni Alonso, ni Pérez, ni México (hacía 40 años que no tenía a un compatriota en un podio de F1). “Está rindiendo a un altísimo nivel”, admitió Marc Gené tras la prueba. Quién sabe si para Ferrari, el GP de Malasia de 2012, también suponga un antes y un después en su lista de pilotos favoritos para acompañar a Alonso desde el próximo campeonato. Alonso y Pérez son tan compatibles como Slim y Emilio Botín en Ferrari.

Vía elconfidencial.com

Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)