Oct 082013
 

Pic y Bianchi los grandes perjudicados. Van der Garde el más investigado

ImageProxy[5]La prolija intervención desplegada por los comisarios presentes en Corea ha deparado un amplio repertorio de sanciones y amonestaciones. Tres fueron los pilotos sancionados -Bianchi, Van der Garde y Sutil-, y cuatro los amonestados -Chilton, Van der Garde, Pic y Bianchi, estos dos últimos, perderán 10 posiciones en la parrilla de Suzuka al acumular la tercera del año-. Además, otras cuatro investigaciones fueron llevadas a efecto –dos sobre Pérez, y las otras dos sobre Van der Garde y Sutil-.

El trazado coreano de Yeongam acogió la celebración de la decimocuarta prueba del Campeonato del Mundo de Fórmula 1 2013 y, una vez más, los comisarios tuvieron más trabajo de la cuenta en el trazado coreano.

LOS COMISARIOS

Para esta cita, siempre dentro de la misión de velar por el estricto cumplimiento de la normativa que rige la máxima categoría del automovilismo, la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) confió las tareas de comisarios deportivos al cuarteto formado por Garry Connelly, Silvia Bellot Bonet, Sung Kuk Jang como comisario local y Emanuele Pirro en el puesto de comisario piloto.

Repitiendo funciones tras su participación en el pasado Gran Premio de Alemania, el ex piloto italiano de Fórmula 1, Emanuele Pirro, desempeñó en Corea la tarea de comisario piloto; figura está que se ha hecho habitual en los últimos años y que busca aderezar con el punto de vista más subjetivo de un experimentado piloto las resoluciones emitidas por el equipo de comisarios.

El ex piloto italiano que debutó en tareas de comisario piloto en Gran Premio de Abu Dhabi de 2010, cuenta con un exitoso palmarés en campeonatos de turismos, superturismos y prototipos. No en vano, en sus vitrinas descansan los trofeos obtenidos tras sus cinco victorias en las míticas 24 Horas de Le Mans (años 2000, 2001, 2002, 2006 y 2007) pilotando un Audi R8 LMP. Además, ha logrado dos victorias en las 12 horas de Sebring, y una en las 24 horas de Daytona. Ha sido vencedor del campeonato alemán de turismos, así como bicampeón del correspondiente campeonato italiano, además de triunfador en las 'American Le Mans Series'.

Pese a lo anterior, este exitoso piloto italiano solo disfrutó de tres temporadas en la categoría reina siendo probador de McLaren antes de debutar oficialmente en la temporada 1988 a los mandos de un Benetton y participando en los dos años siguientes en el seno el equipo BMS Scuderia Italia. Lo logró obtener una quinta posición como su mejor resultado.

Por su parte el australiano Garry Connelly, que repite cometido por quinta ocasión de la temporada –intervino en China, Canadá, Hungría e Italia-, viene desempeñando tareas de comisario desde 1989 en eventos el Campeonato del Mundo de Rallyes, del Campeonato Mundial de Turismos, así como del Campeonato del Mundo de Fórmula 1. Ocupa el cargo de vicepresidente del Instituto FIA desde el año 2011, además de ser miembro del Consejo Mundial de la FIA, órgano que, dentro de la Federación, establece la normativa reguladora de las diferentes disciplinas automovilísticas.

El equipo de comisarios también estuvo formado por la española Silvia Bellot Bonet, que ya ofició como tal en el Gran Premio de España disputado en el circuito de Montmeló. Bellot, licenciada en biología, debutó como oficial de carrera en el Gran Premio de Turquía de 2011 convirtiéndose en el primer comisario femenino español en la F1. Forma parte de la WMC (Women in Motorsport Commission) y pese a su juventud -27 años-, cuenta con una dilatada trayectoria, habiendo realizado labores de comisario en pruebas del Campeonato del Mundo de Rallys, GP2, GP3, BMW Europa, DTM y las World Series by Renault.

LAS SANCIONES

El capítulo de sanciones de la cita coreana quedó inaugurado en la sesión de clasificación, cuando el piloto francés del equipo Marussia F1 Team, Jules Bianchi (a la sazón, uno de los damnificados por las amonestaciones), durante el transcurso de la Q1 recibió un aviso por radio informando de que se aproximaba otro piloto en su vuelta rápida, pero en lugar de apartarse decidió continuar en su trayectoria para acometer su propia vuelta lanzada, bloqueando así al Force India de Paul di Resta, que manifestaría su mal estar por esta acción del francés.

Los comisarios, entendieron que el piloto de la formación con sede en Banbury podría haber permitido pasar al británico de forma segura antes de comenzar su vuelta lanzada, y por tanto, resolvieron que se había producido una infracción del artículo 16.1 del Reglamento Deportivo de la Fórmula 1, que viene a regular los incidentes, sentenciando que su acción era merecedora de reproche, y no solo de una penalización de tres posiciones en la parrilla de salida -que, en la práctica, al haber clasificado el penúltimo solo conllevó la perdida de una posición-, sino también de una amonestación.

Como decimos, el referido artículo 16.1 regula los llamados 'incidentes', aludiendo a cualquier actuación protagonizada por un piloto que haga necesaria la suspensión de la carrera; constituya una infracción de las normas deportivas; cause una colisión; fuerce a otro piloto fuera de la pista; o impida ilegítimamente un adelantamiento genuino por parte de otro piloto. La sanción impuesta al piloto de Marussia tiene su acomodo en el artículo 16.3 del Reglamento Deportivo de la Fórmula 1 que faculta a los comisarios a imponer, la pérdida de posiciones en la parrilla -16.3 b)- además de una amonestación -16.3 d)-

 

DRIVE-THROUGH A VAN DER GARDE Y A SUTIL

Continuando con las sanciones que tienen su origen en infracciones del manido artículo 16.1 del Reglamento Deportivo de la Fórmula 1, los comisarios presentes en Corea entendieron sancionable la acción del piloto de Caterham F1 Team, Giedo van der Garde que, en la primera curva de la prueba forzó a salirse de la pista al Marussia del francés Jules Bianchi. En atribución de la facultad que les concede el artículo 16.3 a) impusieron al holandés un drive-through. El piloto holandés al término de la carrera declaraba: "Mi salida fue muy buena, muy fuerte y cuando todos se movían para evitar a Massa yo tenía que presionar por todas partes para evitar el contacto con unos cuantos coches. Realmente no creo que golpease a propósito en la primera vuelta, pero me penalizaron con un paso por boxes…"

Los comisarios también impusieron un drive-through al piloto alemán de Force India, Adrian Sutil que durante la carrera transitó por el pit lane a 84,8 km/h, superando por tanto el límite máximo establecido en los 80 km/h por el artículo 30.12 del Reglamento Deportivo de la F1: "Un límite de velocidad de 80 Km/h se impondrá en el pit-lane durante todo el evento". Habida cuenta de que el exceso de velocidad se ha producido en el transcurso de la carrera, la infracción serán sancionada según en los términos señalados el mismo artículo: "Durante la carrera los comisarios podrán imponer cualquiera de las sanciones previstas en el artículo 16.3 a) o b) en cualquier conductor que supera el límite". Esto es, un drive-through o un 'stop and go' de 10 segundos.

Conviene apuntar que para el caso de que los monoplazas sean sorprendidos superando el límite máximo de velocidad establecido en la calle de boxes a lo largo de la disputa de las sesiones libres y de la clasificación, la sanción se torna en multa económica para el equipo cuyo piloto infrinja esta norma, recordemos, 100 € por cada kilómetro por hora por encima del límite, hasta un máximo de 1000 €.

 

LAS AMONESTACIONES. TERCERA PARA BIANCHI Y PIC

 

Y por lo que al apartado de amonestaciones se refiere, estas cobraron especial relevancia en Yeongam no solo por su cuantía sino por sus efecto. No en vano, después de la ya comentada que fue impuesta a Jules Bianchi por obstaculizar a Adrian Sutil en la Q1, los comisarios rubricaron otras cinco reprimendas, entre ellas otra más para el propio Bianchi que acumula su tercera sanción y, por tanto -al haber sido impuestas dos de ellas por infracciones de conducción- el de Marussia será retrasado 10 posiciones en la parrilla de salida del próximo Gran Premio que se disputará en Japón. Misma suerte correrá el piloto del equipo Caterham, Charles Pic, que también acumulaba en Corea su tercera a advertencia.

Adquieren así trascendencia las amonestaciones tal y como regula el artículo 18.2 del Reglamento Deportivo de la Fórmula 1 al establecer que "Cualquier conductor que recibe tres amonestaciones en la misma temporada del Campeonato, la imposición de la tercera dará un lugar a una penalización de diez posiciones en la parrilla de salida del evento. Pero si la tercera amonestación se impone como consecuencia de un incidente durante una carrera, la penalización de diez posiciones se aplicará en el próximo evento en el que participe el piloto" Ese mismo artículo viene a matizar que "la penalización de 10 posiciones en la parrilla de salida sólo se impondrá si al menos dos de las reprimendas fueron impuestas por una infracción de conducción".

La segunda amonestación del fin de semana para Jules Bianchi vino impuesta después de una investigación llevada a cabo por parte de los comisarios que sentenciaron que el piloto no redujo la velocidad de su MR02 en presencia de banderas amarillas, a lo que está obligado de conformidad con lo señalado en el artículo 2.4.5.1, apartado b del Apéndice H del Código Deportivo Internacional, que regula el uso de las banderas amarillas utilizadas en los puestos de comisarios de pista y las obligaciones de los pilotos cuando las mismas son mostradas.

 

Igualmente, recibió doble amonestación –y tercera del año- Charles Pic. En primer lugar por su acción tras la celebración de la segunda sesión de entrenamientos libres, al no haberse detenido en el garaje de la FIA para proceder al pesaje, pese haber sido reclamado para ello. El piloto del conjunto de Leafield reconoció haberse percatado de la indicación del comisario de pista pero pensó que se refería al monoplaza al que precedía. Los comisarios aceptaron las alegaciones del piloto por lo que su acción solo fue merecedora de una amonestación.

El artículo 26 del Reglamento Deportivo de la Fórmula 1 regula todo lo relativo al pesaje del monoplaza y del piloto y, en concreto, su apartado 1, a) III,  dispone el procedimiento de pesaje durante las lesiones de entrenamientos libres, que difiere de las tantas de clasificación y de la propia carrera, donde todos los coches que accedan a la Q3 serán pesados (26.1, a-V), al igual que todos los coches que se clasifiquen al final de la prueba. (26.1, b)

Y la segunda amonestación recaída sobre el piloto del equipo Caterham, fue motivada al haber sido 2 km/h más rápido que la anterior ocasión en la que pasó por una zona de donde ondeaban banderas amarillas, sin respetar por tanto las mismas, infringiendo del artículo 1 del Capítulo IV, del Anexo L al Código Deportivo Internacional,  que regula el "Código de Conducta en Circuito" en cuanto al respeto a las señales, viniendo a señalar que "todos los pilotos deben cumplirlas". Igualmente entendieron los comisarios que se había contravenido el artículo 2.4.5.1, apartado b del Apéndice H del Código Deportivo Internacional, ya mencionado anteriormente.

Además, los comisarios tuvieron que amonestar a Max Chilton, piloto de Marussia, y a Giedo van der Garde, piloto de Caterham, dado que, tras la salida del Safety Car pudieron comprobar a través de sus respectivas telemetrías que tanto el británico como el francés fueron claramente más rápidos de lo permitido por la FIA cuando hace acto de presencia el coche de seguridad, contraviniendo así lo dispuesto en el artículo 40.7 del Reglamento Deportivo de la F1.

Esta norma que señala que: "Todos los monoplazas deben reducir la velocidad y formar una fila detrás del coche de seguridad de no más de diez monoplazas de separación entre si.. Con el fin de garantizar que los pilotos reduzcan la velocidad lo suficiente, desde el momento en el que el mensaje de coche de seguridad se muestra en el sistema de mensajería oficial hasta el momento en que cada vehículo cruza la primera línea del coche de seguridad por segunda vez, los pilotos deben mantenerse por encima de el tiempo mínimo establecido por la FIA a través de la ECU" (unidad de control electrónico que ha sido fabricado por un proveedor designado por la FIA bajo a una especificación determinada por el máximo organismo)

Y como dato estadístico os dejamos el estado actual del ranking de amonestaciones:

Mark Webber, 3

Charles Pic, 3

Jules Bianchi, 3

Fernando Alonso, 1

Valtteri Bottas, 1

Romain Grosjean, 1

Lewis Hamilton, 1

Kimi Raikkonen, 1

Nico Rosberg, 1

Adrian Sutil, 1

Giedo van der Garde, 1

Max Chilton, 1

 

OTRAS ACCIONES INVESTIGADAS QUE NO FUERON SANCIONADAS

No toda tarea de investigación por parte de los comisarios desemboca en la imposición de una sanción o de una amonestación, como es el caso de lo acontecido con los incidentes protagonizados por Sergio Pérez, Adrian Sutil y Giedo van der Garde.

Lo comisarios no tomaron ninguna medida tras las dos investigaciones llevadas a efecto sobre el mexicano de McLaren, Sergio Pérez, al no poder determinar que, en su actuación, hubiera infracción alguna de la normativa tras el toque de su MP4-28 contra el Ferrari F138 del brasileño Felipe Massa ni tampoco después el suceso acontecido con Paul di Resta que se obligó a este a salirse de la pista al intentar rebasar al del equipo de Woking.

El propio piloto mexicano se congratulaba al final de la prueba por la decisión tomada por los comisarios, declarando que "en cuanto a Felipe, estábamos corriendo muy duro tratando de conseguir algunos puntos – en una ocasión, pensé que me iba a dejar más espacio, entonces giró, yo traté de frenar y nos tocamos un poco. En el segundo incidente, pensé que tenía la curva (el interior). Me complace que los comisarios sintieran que no había necesidad de sancionar".

Por su parte Giedo van der Garde, fue nuevamente investigado por otra presunta infracción de las banderas amarillas, pero, a diferencia de la vez anterior donde fue amonestado, esta vez los comisarios llegaron a la conclusión, después del estudio de la telemetría, que el piloto holandés pese a teñir de verde su parcial había circulado más lento en la zona de régimen de bandera amarilla.

Y tampoco fue merecedora de reproche la colisión protagonizada por el alemán, Adrián Sutil, que terminó colisionando su monoplaza contra el Red Bull del australiano Mark Webber. Los comisarios entendieron que el de Force India no accionó los frenos más tarde que los pilotos que le rodeaban y que el bloqueo de los frenos hizo que perdiera el control del coche no pudiendo evitar el golpe: "Al reiniciar (después del primer coche de seguridad) perdí la parte trasera del coche en la frenada de la curva 3. Realmente no sé por qué, porque yo no estaba frenando tarde y el coche se rompió. Golpeé a Webber, así que pido disculpas por poner fin a su carrera”, manifestaba el piloto de Force India al término de la prueba.

Finalizada la agitada cita corea y sin apenas descanso, el Gran Circo se desplazará al emblemático circuito de Suzuka para la disputa del Gran Premio de Japón dentro de apenas siete días, con la particularidad de que, matemáticamente, puede darse resolución al Campeonato del Mundo con el cuarto entorchado del alemán Sebastián Vettel. A buen seguro que los comisarios no estarán exentos de tarea. Como es costumbre CarandDriverTheF1.com ofrecerá un amplio despliegue para traer a estas páginas la información más actualizada.

Vía cdthef1.com

Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)