Jun 092013
 

 Toda una eminencia en el circuito de su padre, algo así como andar por casa [La apuesta de Jacques es Fernando]

JaquesGillesVilleneuveCon uno, con otro, con la de más allá… Un paseo por el paddock del circuito de Montreal con Jacques Villeneuve es como ir con el alcalde del pueblo por la calle principal, todos le paran, a todos habla, a todos escucha. El campeón del mundo de 1997 siempre ha declarado su admiración por Fernando Alonso y así lo hizo en estas mismas páginas al comenzar la temporada en Australia, le considera favorito y así sigue siendo. Sin embargo, el hecho de que crea que el español es el mejor del momento no le impide analizar con perspectiva lo que pasó en Mónaco: "Fernando normalmente suele ser muy agresivo y a la vez inteligente, pero allí fue más conservador, pensó en el Mundial. Eso se puede entender, pero allí el que ofreció espectáculo en la carrera fue 'Checo' Pérez".

Continue reading »

Share
Jun 062013
 

Stefano Domenicali recuerda con nostalgia el apellido Villeneuve

1DF[1]La Scuderia pone rumbo a Canadá, circuito que debería resaltar las fortalezas del F138, con mucho optimismo tras el fracaso de Mónaco. El circuito Gilles Villeneuve es un trazado del que guardan muy buenos recuerdos en la escudería italiana. Además, Stefano Domenicali ha aprovechado la ocasión para hacer un guiño a los dos mejores pilotos canadienses que han pasado por el Mundial, Gilles y Jacques Villeneuve.

Continue reading »

Share
May 092012
 

La Scuderia rindió homenaje a Gilles en el 30 aniversario de su muerte, poniendo a Villeneuve hijo al volante del coche de su padre, Alonso y Massa también estuvieron presentes

Todo fueron sonrisas y ése era el mejor tributo que podían rendirle a Gilles Villeneuve. Felicidad en Ferrari, algo que se agradece en estos tiempos, al cumplirse 30 años del accidente que costó la vida al piloto canadiense. Su hijo Jacques, campeón del mundo en 1997, se subió al F 312 T4 que pilotó su padre en 1979; el eco de su motor se escuchó en Fiorano, también el eco de sus palabras: "Mi padre daba todo lo que tenía, sin hacer cálculos. Y la gente lo amaba". Poco después, a las 13:52, hora del accidente de Gilles el 8 de mayo de 1982 en Zolder (Bélgica), las campanas de Santa Caterina, Módena, repicaron. El párroco, Sergio Mantovani, mira por todos sus feligreses, pero no oculta su debilidad por el rojo ferrari. Un pecado menor. Continue reading »

Share
May 092012
 

 Treinta años evocando al genio

El 8 de mayo de 1982 sufrió un accidente mortal en Zolder. Su talento, aun sin títulos, le ha hecho ser considerado uno de los grandes de la historia. Gilles Villeneuve  no dejaba indiferente cuando se ponía al volante. Le amaban o le odiaban. Fuera de la pista, la mayoría le adoraba. Educado, tímido, leal, familiar… se transformaba en carrera y en su mente sólo existía la victoria. En su pilotaje no había sitio para vueltas sin exprimir el monoplaza. El príncipe de la destrucción, como le llamaban en Ferrari por su afán de buscar los límites, fue un piloto especial, el rey sin corona de la historia de la F-1. Título que sí logró su hijo Jacques en 1997. Continue reading »

Share
Abr 282012
 

Continúan los homenajes a Gilles Villeneuve

Día ocho de mayo, una fecha que para aquellos amantes de la fórmula 1, sobre todo Ferrarista y seguidores de Gilles Villeneuve, no podemos pasar por alto. Aún faltan días para el aniversario del fatídico accidente, pero ya se empieza a ver los homenajes. Os dejamos este bonito articulo, del diario "El confidencial", escrito por Javier Rubio.

Gilles Villeneuve, 'El Príncipe de la Destrucción', el hijo piloto que Ferrari nunca tuvo

“Este coche es una mierda, estoy perdiendo el tiempo. Pero… lo pilotaré… durante todo el día, haré trompos, lo estamparé contra las vallas, haré lo que usted quiera porque es mi trabajo. Simplemente le digo que no somos competitivos” Nadie se atrevía a hablarle así a Enzo Ferrari, pero Il Commendatore le quería como aquel hijo piloto que nunca tuvo. Continue reading »

Share