Abr 132013
 

No dependen de ellos, si no de fallos del rival para una hipotética victoria

Automovilismo-F1-Entrenamiento_54371188788_54115221152_960_640[1]Hace un año, no era raro ver a Fernando Alonso clasificarse para la Q3 y elegir, con los neumáticos, un tipo de estrategia diferente a la de los coches delanteros para tener otras opciones en carrera. En esos casos, la victoria era una utopía y el objetivo era recolectar el mayor número de puntos. Confiaba en realizar una buena salida y en que sus rivales cometieran fallos durante la prueba para, en el mejor de los casos, rozar o pisar el podio. Pero no dependía de él. En este GP de China, sorprendentemente, Red Bull ha escogido el mismo camino para Sebastian Vettel viendo que su RB9 no estaba a la altura de los coches que pelearán por el primero puesto desde el principio. Saldrá noveno en Shanghai merced a una Q3 a la que salió con neumáticos duros. Una elección, por cierto, que también llevó a cabo Jenson Button, que partirá octavo y sin un McLaren a la altura de su historia.

¿Por qué comenzar tan atrás? El piloto asturiano, las veces que salió a pista en la Q3 con gomas duras durante 2012, argumentaba que él y Ferrari preferían centrarse en la carrera, "que es cuando se reparten los puntos", sabiendo que no tenían posibilidades de estar en las primeras filas de la parrilla de salida haciendo la Q3 con neumáticos blandos. De este modo, por ejemplo, para salir sextos con blandas y con una estrategia similar al resto, preferían salir octavos o novenos y contar con un juego de neumáticos nuevos más que los demás o partir directamente con un juego más duro para aguantar más el primer stint, etc. El objetivo era realizar "algo diferente al resto" y ver qué pasaba apoyado en un F2012 que en carrera sí era de los punteros.

Y no le salió mal teniendo en cuenta que aquel Ferrari disponía de un sistema de salida excelente, que hacía más efectivo los reflejos de sus pilotos en la arrancada. El F2012 fue el coche que más posiciones ganó en la primera vuelta de todo el campeonato pasado con un total de 50 adelantamientos, 30 de Alonso y 20 de Felipe Massa. Con un arma así de potente se puede explicar muy bien que a la Scuderia no le importase perder, en determinadas carreras, un par de posiciones el sábado conociendo que su ritmo a una vuelta no era bueno. Está por ver que Red Bull tenga esta eficacia en la salida.

"Siempre tenemos opciones de victoria", ¿en serio?

En este 2013, Ferrari ha dado un salto cualitativo los sábados y ya no necesita usar una táctica, en cuyo caso, la victoria era algo impensable a no ser que los contrincantes cometan fallos. Pese a ello, Vettel es muy optimista y afirma que "siempre" tienen "opciones de victoria, con independencia de la posición de la parrilla desde la que se salga". Y sí, opciones de victoria tienen todos los pilotos. Alonso ya ha declarado que no cree que Red Bull haya acertado con esta opción. Teniendo en cuenta los problemas de degradación del RB9… Se verá pero, a pesar de los éxitos que dio para los italianos, nunca tuvo opciones reales de victoria. El objetivo era recolectar el mayor número de puntos. Aún así, Jenson Button también apuesta porque Vettel sea uno de los que peleará por la victoria.

"Comprobamos que otros equipos eran muy rápidos, especialmente Mercedes y Ferrari, éstos últimos parecían ser muy competitivos con los compuestos blandos, no tanto con los duros. Así que decidimos ir en una diferente dirección. Tenemos un plan y varias simulaciones de carrera. si funciona o no lo veremos este domingo. Cualquier cosa es posible, obviamente las gomas blandas no duran mucho, son buenas a una vuelta pero después no. Los neumáticos medios parecen ser mejor para la carrera", así explicó Sebastian Vettel la decisión que él y su equipo había adoptado de cara a esta tercera prueba de la temporada.

La salida, clave

La clave para tener un buen resultado con esta estrategia es una gran salida y una táctica agresiva en las primeras vueltas para 'devorar' al máximo número de monoplazas que haya delante. De lo contrario, si el Red Bull es incapaz de adelantar a sus oponentes 'teóricamente más lentos' al principio -¿Button y Ricciardo?-, sus neumáticos sufrirán más de lo normal y perderá un tiempo clave para intentar dar caza a los de arriba con la estrategia elegida en la primera parte de la prueba, si es que su ritmo de carrera se lo permite.

En cualquier caso, emoción y expectación por ver una carrera que se plantea de una perspectiva muy diferente a las anteriores e impensable a tenor de las dos poles logradas esta temporada por los austriacos. ¿Cómo reaccionará Vettel tan atrás? Lo que se antoja claro es que su polémica de Malasia no parece que le pueda afectar puesto que su compañero no está en condiciones de ser rival en la pista (Mark Webber saldrá último por un fallo a la hora de calcular combustible… un fallo que ya tuvieron con Vettel en el pasado GP de Abu Dabi).

Vía elconfidencial.com

Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)