Mar 042015
 

Las secuelas de un segundo golpe donde fue el primero, aunque sea menor, pueden ser muy peligrosas

1424608647_extras_noticia_foton_5_0[1]McLaren espera que esté listo para correr en Malasia. Fernando Alonso no podrá participar en el Gran Premio de Australia. Los motivos, más que su estado físico y neuronal, que sigue siendo perfecto según los chequeos a los que fue sometido el lunes pasado, son los temores a que otro impacto en la misma zona, otra conmoción, agrave el primero sufrido el pasado día 22. El conocido síndrome del segundo impacto, según ha reconocido McLaren en su comunicado, que, de producirse antes de que las secuelas del primero hayan remitido completamente, producen otras mucho más peligrosas en muchos casos documentados.

Aunque la literatura médica al respecto es reciente y no es certera en el cien por cien de los casos, sí que está cada vez más documentada, especialmente en el fútbol americano, donde los jugadores también llevan casco, y pese a ello hay muchas lesiones graves cuando se reincide en dos golpes cercanos.

Al parecer algunos tipos de lesiones a veces no se detectan en un TAC y se insiste desde la medicina en que el seguimiento sea constante, especialmente si hay dolores de cabeza. A Fernando se le recomendó estar aproximadamente tres semanas de reposo y aislamiento, de tranquilidad, que se cumplen precisamente durante el Gran Premio de Australia, además, uno de los viajes más largos de la temporada y con mayor desfase horario. El de Malasia, previsto para el 29 de marzo, ya supera el mes de reposo, y en McLaren esperan que ya pueda estar listo para disputar la carrera.

El mismo Pau Gasol recibió en enero de 2013, estando aún en los Lakers, un codazo de JaVale McGee, pívot de los Nuggets y por prescripción de la NBA tuvo que esperar 11 días para poder a las pistas. Existe un protocolo en el campeonato americano en caso de conmoción cerebral que obliga a estar varios días parado.

"El doctor me prohibió recibir estímulos audiovisuales. No podía leer, ver la tele o estar con el ordenador. Mientras, seguía teniendo dolor de cabeza y cierta fatiga cerebral. Me notaba cansado y algo disperso. Me afectaba la luz y el sonido. No hace falta explicar que si te afecta la luz y el sonido, no estás en condiciones de jugar un partido de baloncesto", explicó entonces Pau.

Pau explicaba entonces la frustración que sentía por no poder ayudar al equipo. Es fácil imaginar la de Fernando, que encontrándose bien y con un McLaren necesitado de desarrollo, no pueda viajar hasta Australia.

Vía Marca.com

Share

  2 Responses to “Explicación sobre el síndrome del segundo impacto / Accidente Fernando Alonso”

  1. A mi todo el tema de este accidente me suena rarísimo… No sé que pensar…

    • Pues sí amigo, tienes toda la razón. Todo esto es cuanto menos sospechoso de que no ha sido un accidente normal, prueba de ello es que la propia FIA lo va a investigar. Pero vamos, que pruebas para pensar en ello hay muchas más. No creo que llegemos a saber toda la verdad, porque como en todo aquí, ya procuraran hacer apaños y que todo quede ahí. Pero lo que cada día está más claro que hay mucho más de lo que nos cuentan. Saludos y como siempre gracias.

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)