Jul 232013
 

Historia del circuito

hungary-grand-prix[1]Hungaroring es un autódromo localizado a 30 kilómetros del centro de Budapest, Hungría, que alberga anualmente el Gran Premio de Hungría de Fórmula 1. La construcción del circuito empezó el 1 de Octubre de 1985 y fue terminado en ocho meses, celebrándose el primer Gran Premio de la categoría en realizarse tras el Telón de Acero en 1986.

Disputado generalmente en pleno verano en Europa central, es la única prueba del calendario de la máxima categoría en la cual la lluvia nunca se había hecho presente hasta la temporada 2006. Debido a esto y al poco uso del trazado, la pista generalmente está cubierta de polvo, y cuando un auto sale de la misma con alguna de sus ruedas, levanta grandes cantidades de tierra.

En condiciones normales, un circuito poco transitado se caracteriza por el hecho de volverse más rápido a medida que la pista se va engomando durante el fin de semana. No obstante, éste no es el caso de Hungaroring, ya que un mayor tránsito implica mayor cantidad de polvo en la pista, lo cual compensa el efecto positivo del caucho sobre el asfalto. Por esta misma razón, el circuito favorece a aquellos pilotos que salen antes que los demás en las rondas de clasificación.Las características del autódromo (con muchas curvas, y abundante polvo fuera de la línea de carrera) hacen que los adelantamientos no sean frecuentes.

Por ello, se asocia a Hungaroring con carreras procesionales y pobres en emociones.En ocasión del Gran premio de Hungría, el autódromo se ve invadido por fans provenientes de Finlandia. Esto se atribuye especialmente a la falta de un Gran Premio escandinavo, y no a las raíces comunes del finés y el húngaro.

Sucio, estrecho y lento. Son las tres características del circuito de Hungaroring, también conocido como 'torniquete'. Su estrechez impide prácticamente los adelantamientos, incluso en la recta principal en la que solo se pueden alcanzar los 290 km./hora. Por este motivo, la calificación es igual de importante que en el circuito de Mónaco. En la mayoría de los casos quien consigue la pole, logra subirse a lo más alto del cajón.

La inexistente lluvia (sólo se hizo presente en 2006) y las salidas de pista con alguna de las ruedas de los monoplazas ensucian la pista con grandes cantidades de tierra.

Esta suciedad afecta a la rapidez del circuito. Cuando se trata de un trazado poco transitado, éste se vuelve más rápido a medida que la pista se va engomando durante las sesiones de entrenamientos. Sin embargo, en Hungaroring ocurre lo contrario. Cuanto más tránsito hay más polvo se genera, contrarrestando el efecto de la goma.

Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)