• sáb. Jul 20th, 2024

Crónica del Gran Premio de Fórmula 1 Bélgica 2023 circuito de Spa-Francorchamps

Verstappen abusa, Alonso asoma… y Sainz paga caro un toque

Victoria sobrada del campeón con 22 segundos de ventaja sobre Checo. Leclerc completó el podio. El asturiano remontó hasta el quinto puesto y Carlos abandonó por un toque con Piastri.

Esto pasa de castaño a oscuro. Verstappen ganó sobrado, se paseó, compitió en otra categoría este fin de semana en el GP de Bélgica. Hizo las dos poles, venció el esprint y la carrera de este domingo, y llegó a asestar hasta un segundo y medio por vuelta al siguiente clasificado, Checo Pérez, teóricamente con el mismo monoplaza. Necesitó 17 vueltas para pasar del sexto en parrilla al primero en meta después de fundir al otro RB19 en su primer intento claro con el DRS y a partir de ahí, con el Mundial sumido en una profunda rutina, Max se permitió gestionar el último stint divirtiéndose con la vuelta rápida (al final se la quitó Sir Lewis, fue su pequeño consuelo) con cierto exceso de ritmo que inquietaba a sus ingenieros. “No importa, siempre podemos hacer una parada extra y entrenar los pit-stop”, dijo el gracioso líder. Con ocho victorias consecutivas (y diez de doce en 2023), la Fórmula 1 es el jardín de su casa. Solo le falta cambiar el champán del podio por Red Bull.

Detrás se vivió una carrera de ritmos más o menos entretenida, con acción en la salida y un frente de lluvia leve dio miedo, pero no cambió nada. Pérez fue segundo, aunque había más de un escalón de diferencia entre el neerlandés y el mexicano. Y Leclerc compitió un podio que alegra a Ferrari y lamentará Sainz, porque había coche para luchar por buenos puntos este fin de semana y cualquier oportunidad se escapó en la primera curva. Al menos Alonso volvió a acercarse: fue quinto, delante de un Mercedes y un McLaren, cimentando su remontada en la salida (salió noveno) y confirmando que Aston Martin va por el buen camino de cara al último tercio del año.

Incidente de Sainz en la primera vuelta

Ferrari defendió la pole una curva y media, que es lo que tardó Pérez en pasar a Leclerc (en la recta Kemmel) y poner tierra de por medio ante la presencia de Hamilton y Max (partió sexto, era cuarto desde el inicio). Porque detrás, Piastri quiso defenderse de Sainz por donde no había sitio y ambos se tocaron. El McLaren abandonó al momento, Carlos resistió durante 23 vueltas con un monoplaza muy tocado, tenía un boquete en el costado, hasta que abandonó. Le sobraron las 23, no había ritmo y terminó rodando último. Lástima, podía haber sido un buen día. La arrancada de Alonso, al contrario, cambió por completo sus perspectivas para la carrera: del noveno al quinto en unos cientos de metros, y eso que había salido con el neumático medio en lugar del blando, que montaban todos los de delante.

A partir de ahí, poca historia. La lluvia salpicó el asfalto en la mitad de carrera pero no hubo incidencias. Tampoco accidentes, antes o después, ni coches de seguridad. Verstappen pasó a todos sin sudar, también a Checo, y terminó superando los 20 segundos de ventaja al cruzar bajo la bandera a cuadros en meta. Leclerc, tercero desde la pole, confirmó que el SF-23 tiene más ritmo que el Mercedes de Hamilton cuando saben extraer todo su potencial, que suele coincidir con los fines de semana de esprint. Conforme menos tiempo tiene Ferrari para influir en el coche, mejor funciona. El quinto de Alonso sabe a regreso después del error del sábado, y de las carreras grises en Spielberg, Silverstone y Hungaroring.

Aunque el parón de tres semanas de vacaciones es positivo para todos: Aston Martin debe trabajar en evoluciones para volver a entrar en la pelea por los podios; Carlos tiene todavía diez carreras para cuajar el fin de semana de diez que no ha tenido en 2023… y los fans de Verstappen, legión este domingo en Spa (140.000 asistentes), tendrán que descansar antes del GP de Países Bajos en Zandvoort. Se pasan el fin de semana de celebración en celebración y eso no hay cuerpo que lo sostenga.

Vía As.com

Advertisement
Share
2 comentarios en «Crónica del Gran Premio de Fórmula 1 Bélgica 2023 circuito de Spa-Francorchamps»
  1. Sigo sin entender las estrategias de Aston Martin. ¿Para qué salen con el neumático distinto a los de delante, si luego entran a cambiar en la misma vuelta o antes? Ya van varias carreras igual…

    1. Más bien se vieron obligados hacerlo porque si no le iban a pasar. El caso es que cuando no hay velocidad hay que improvisar y reinventar. Las evoluciones de Mercedes y McLaren han funcionado mejor y si no espabilan en lo que queda de temporada, se verán revocados a bajar. Esperemos que tras las vacaciones vuelvan los buenos resultados. Saludos amigo y felices vacaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *