Sep 292017
 

El asturiano quedó por detrás de Verstappen y Ricciardo y por delante de los Ferrari en la primera toma de contacto en el circuito de Sepang

Y entonces Fernando Alonso, con su McLaren Honda, apareció en una clasificación por delante de los dos Ferrari de Kimi Raikkonen y Sebastian Vettel.Lo piensan muchos, lo dicen algunos en la Scuderia. Si con este coche tuvieran a Alonso serían líderes destacados del Mundial. Pero… la vida es así. Y las decisiones de unos y otros llevan a otros y a unos a donde están ahora. El tiempo dirá. De momento dice poco bueno. Más allá de que Ferrari vuelve a demostrar que es un equipo de los más grandes de siempre y sabe hacer coches y que Alonso es un piloto de los más grandes de siempre y sabe pilotar como nadie. Una verdad. Al menos, la mía.

En Sepang, en ese inicio de despedida al GP de Malasia, el asturiano lo volvió a demostrar. Con la pista mojada, lleva lloviendo desde la madrugada en esta zona de Malasia, terminó tercero por delante de los dos Ferrari y los dos Mercedes y solo por detrás de los dos Red Bull, como una isla en medio del océano de los equipos más poderosos. Seguramente haya quien encuentre una explicación técnica, quizá la pista ya no estaba tan mojada cuando salió el asturiano, o los neumáticos o la temperatura o… déjenme que me quede con el factor humano, al final la clave de todo. Ver al genio astur peleando con su coche en las curvas mientras los neumáticos soltaban agua es todo un espectáculo.

Entre los jóvenes el mejor fue Gasly, noveno cerca de Stroll, con Gelael decimocuarto y el esperado Leclerc decimosexto, mejorando a Giovinazzi decimonoveno. Sainz no salió a estos libres. Su turno en los segundos. Para que podamos seguir escribiendo del factor humano.

 Vía As.com
Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)