Ago 102016
 

Es algo que ya sabían desde el inicio: el motor Ferrari de 2015 no evolucionaría y el de los rivales, sí. Carlos Sainz y Toro Rosso afrontan con dificultad lo que resta de 2016

Foto: Carlos Sainz bajándose de su STR12.Al principio de la temporada, en la primera carrera, creo que Toro Rosso estará entre cinco y seis décimas por delante de nosotros. No es algo que nos enorgullezca, pero tampoco es un problema muy grave. Ellos no podrán desarrollar el motor mientras que nosotros sí, así que es cuestión de tiempo que podamos recuperar ese margen y establezcamos el equilibrio correcto”, adelantaba Helmut Marko antes de que diera inicio esta temporada de Fórmula 1. Y, como anticipó el austriaco, sus Red Bull con motor Renault pasaron a los Toro Rosso, como también lo acaban de hacer los McLaren con propulsor Honda. El equipo de Carlos Sainz estaba condenado desde el principio a sufrir cierta agonía conforme avanzara la temporada y el pasado fin de semana en Alemania fue el primero de más fines de semana complicados que llegarán.

“Ahora toca desconectar un poco para volver más fuerte que nunca porque lo vamos a necesitar en la segunda mitad de temporada. Porque el coche ya vemos que cada vez da para menos”, reconocía Sainz el pasado domingo, unas horas después de asegurar quecada carrera que pasa sufrimos más los viernes y nos cuesta cada vez más la calificación. Hay que admitirlo: cada vez nos cuesta más, cada vez está más difícil este top 10”. Al tiempo que indicó que McLaren había “estado por delante. Es preocupante su evolución”.

Hockenheim es un circuito de potencia, como lo serán los de las dos próximas carreras -Spa y Monza-. Allí, presumiblemente, el STR12 con propulsor de Ferrari de 2015, volverá a sufrir como en Alemania y será un triunfo que alcance la zona de puntos. Singapur supondrá un respiro, pero luego vendrán Malasia y Japón… “Al final, parece que lo que importa siempre es lo último que hayas hecho”, señalaba Sainz este pasado fin de semana cuando le preguntaban por Kvyat y las opciones de permanecer en Toro Rosso, que a día de hoy son escasas. El ruso, ante el panorama que queda, no parece que tenga tantas oportunidades de lucirse como las que se han sucedido en esta primera mitad de la temporada.                       

Defendiendo la posición dentro de Toro Rosso

Sainz estará con menos preocupaciones que su compañero. El madrileño, para terminar con buen sabor de boca el año deberá defender su posición en Toro Rosso (finalizando, como hasta ahora, por delante de su compañero) e intentar aprovechar cada oportunidad que se le presente para meterse en la zona de puntos… el aprobado ya lo consiguió cuando hace un par de meses firmó su extensión de contrato para 2017 -nunca se había renovado a un piloto de Toro Rosso antes de verano-. En cuanto al objetivo del equipo, terminar quintos en Constructores, es una misión imposible. Ahora mismo ocupan el sexto lugar y McLaren les podría pasar en Bélgica.

En cualquier caso, alguna oportunidad llegará para cazar al vuelo puntos, ¿estará el equipo a la altura de las circunstancias? Alemania fue “un desastre, la verdad, no estoy nada contento. Sobre todo cuando te pasas tres o cuatro vueltas intentando pasar a un Williams, le pasas, haces el 'pit stop' y vuelves a salir cuatro segundos por detrás”, comentó Sainz por el error de Toro Rojo en el cambio de gomas. Instantes antes le había sucedido a Kvyat lo mismo.

El de Hockenheim no ha sido el único error grave de los de Faenza en boxes: en Austria estuvo más de 10 segundos parado en uno de los cambios de gomas (pese a ello finalizó octavo) y en Mónaco perdimos una oportunidad de podio por dos pit stops lentos. Al final octavo. Final frustrante de un fin de semana muy bueno y sin errores”, escribió él mismo en sus redes sociales. Antes, frente a la prensa, ya había advertido de la situación que actualmente vive el equipo: “Hay que aprovechar todas las oportunidades porque a final de la temporada vamos a sufrir mucho, con 10 km/h menos en las rectas. Voy avisando”.

Afortunadamente para Sainz, con la tranquilidad que aporta un contrato, pensar en el motor Renault de 2017 puede servir para llevar mejor esos días malos que vengan hasta invierno… El año que viene, si todo va bien, su coche no se desinflará a medida que transcurra el año.

Foto: Carlos Sainz bajándose de su STR12.

Vía Elconfidencial.com

Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)