Abr 152012
 

Comprometían la seguridad de los demás pilotos en pista

Los comisarios de Shanghái han decidido sancionar económicamente a la escudería Mercedes AMG por permitir que Michael Schumacher regresara a pista a pesar de que una de sus ruedas todavía no estaba acoplada adecuadamente.

Pese al triunfo de Nico Rosberg en Shanghái, la escudería Mercedes ha visto hoy cómo Michael Schumacher se veía obligado a abandonar y renunciar a un más que probable podio, después de que uno de los mecánicos de la formación no pudiera montar adecuadamente uno de los neumáticos en el pit-stop del alemán.

De hecho, los telespectadores contemplaron cómo uno de los mecánicos de la marca de la estrella gesticuló durante el pit-stop con tal de alertar a sus compañeros. Sin embargo, el hombre 'de la piruleta' no se percató y permitió que el heptacampeón volviera a pista. "Vi humo y pensé que era mejor parar el coche antes de dañarlo seriamente", explicó en tono sereno en declaraciones a la BBC. "No estoy enfadado, es parte del juego. Lo siento por uno de los mecánicos, que supongo que se sentirá culpable".

Además de su abandono, Mercedes debe afrontar ahora una multa económica de 5.000 euros tras infringir el Artículo 23.12 del Reglamento Deportivo de la F1. No obstante, el comportamiento de Schumacher al percatarse de la anomalía la ha suavizado. "La acción del piloto, que paró el coche tan pronto se dio cuenta del problema, ha sido tomada en cuenta a la hora de decidir la sanción", reza un comunicado de la FIA.

Vía cdthef1.com

Share

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)